Comunicación punto a punto en caso de desastre

accidentes

Leo en el blog de O’Reilly un artículo que habla sobre la comunicación punto a punto en casos de desastres a partir de un artículo de David Stephenson en Pennlive.com. 

El caso es que a partir de un hecho (conductores atrapados en una autopista por una nevada impresionante) describe algunas soluciones o ideas que me parecen fáciles de implementar por parte de la Administración y Organismos encargados de la seguridad.

Al parecer, en el atasco en la nieve, las autoridades achacaron los problemas de coordinación a la rotura de las comunicaciones. Ante este fallo hicieron un análisis y evidenciaron algunos puntos en los que se podía mejorar como el aprovechamiento de los dispositivos que la mayoría de los conductores llevaban: móviles con cámaras, GPS, ordenadores portátiles con tarjetas telefónicas, etc. Sthephenson plantea la transformación de lo público en un elemento clave en caso de desastre.

Una de las ideas o ejemplo es la posibilidad de llamadas de videoconferencia (el uso de la cámara en el teléfono movil mientras se habla) con el teléfono de emergencias 911 que se aplicará en breve en Nueva York. Algunos teléfonos disponen además de GPS lo que permite una localización  exacta del punto desde el que se está transmitiendo la llamada.

Esto permitiría a la Guardia Civil, al 112, Tráfico, a la Policía o a cualquier otra entidad encargada el recibir imágenes a tiempo real desde el mismo punto en que se produce la incidencia, pudiendo adoptar decisiones más reales, más rápidas. Tan sólo haría falta por ejemplo la posibilidad de establecer llamada gratuita con videoconferencia a algún número de urgencias. Imaginémonos ese accidente de tráfico, varios coches involucrados, posibles heridos,…los conductores se bajan, nerviosos llaman a diferentes organismos y todos reaccionan saliendo al lugar del accidente, pero no saben el alcance real, si la carretera está cortada y si será por tiempo limitado, etc por que  no han visto el alcance. Si se pudiera transmitir imágenes a un centro de control, se podrían establecer planes inmediatos de rutas alternativas que eviten que se congestione aún más los accesos al lugar del accidente, permitiría adelantar la orden a la grúa en función de los requisitos técnicos, se podría evaluar el alcance de los heridos planificando la asistencia médica y posibles evacuaciones además de una localización exacta con GPS del punto.

Cuando además nos encontramos en una situación como parte, deseamos saber qué está pasando, qué se está haciendo, por lo que hace falta un retorno en páginas web o en mensajes SMS que informen y tranquilicen a los afectados o involucrados, evitando así saturar con llamadas a los centros de recepción de urgencias o incidencias.

Esta es una idea que planteo desde este blog a aplicar aquí en España.

¿Qué otras ideas o aplicaciones se te ocurren  para aprovechar la tecnología que llevamos encima la gente en caso de desastres?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *